Nuestro viaje al “primer mundo” del Harborview Medical Center

Esto del primer mundo, que yo digo en broma a mis compañeros, es desde el punto de vista médico una realidad. ¿Y sabéis por qué? realmente no es por las personas, ya que cualquier persona adecuadamente capacitada podría trabajar aquí, si lo digo es por la organización, que a mi juicio es perfecta. Todo el mundo sabe lo que tiene que hacer, porque ha sido previamente informado por sus jefes de cuales son sus obligaciones, además porque están orgullosos de hacer su trabajo bien hecho y porque los resultados son excelentes. Nuestro viaje a Seattle ha sido este año especial por varios motivos, nuestro amigo el Dr. Michael Steiner nos invitó a su maravillosa casa al borde del mar en Burien, donde hemos vivido a cuerpo de rey estos ocho días.

También porque nuestro querido maestro el Dr. Sigvard T. Hansen ya está retirado y no opera,  por la cantidad de amigos que hemos reencontrado desde Steve Benirscke, Bruce Sangeorzan, David Barei, Hernando Olivar, Loreto, Tom, Hillary o Ann Foster y un largo etc.. que nos han recibido con los brazos abiertos y seguro que en los pasillos de los quirófanos de Harborview todavía resuenan las risas y los abrazos de los españoles. También hemos tenido la posibilidad de conocer a Michael Brage, que sustituye al doctor Hansen en el hospital. Hombre carismático que estoy seguro aportará novedosos tratamientos en las lesiones de tobillo y pie.

Desde muy pronto empezábamos nuestra estancia en el hospital con un día de consulta en el Ninth Building, donde está el  Sigvard T. Hansen Foot & Ankle Institute, pasando consulta con Steve Benirschke, a ultima hora de la mañana bajamos a quirófano con Bruce Sangeorzan, para terminar a las 5 de la tarde en una sesión clínica donde se presentan los casos que se van a operar e la semana, Ahí Inma Moracia y yo nos reencontramos con nuestro maestro, siempre tan cordial y cariñoso con nosotros. Los días siguientes estuvieron cargados de casos interesantes en quirófano, desde lesiones de tendón de Aquiles, revisiones de prótesis de tobillo, o prótesis primarias tipo Salto talaris e Inbone, una prótesis de tobillo modular, Lapidus, pies planos, etc. Y de trauma varios pilones tibiales y fracturas de calcáneo y astrágalo que supo resolver con maestría David Barei. reconstruyendo pieza por pieza los diversos fragmentos de los huesos fracturados.

Realmente es una maravilla verles trabajar con ese nivel tan alto que tienen, tratando las diversas lesiones que afectan al tobillo y pie. No es que ellos sean de primer mundo y nosotros no, lo que realmente es de primer mundo es su organización y la cantidad de elementos de los que disponen para conseguir que el paciente salga adelante sin complicaciones. Yo se lo he dicho a muchos de nuestros pacientes, en el IICOP pueden recibir los mismos tratamientos avanzados que se realizan en el Hospital Harborview de Seattle, quizás unos de los hospitales más prestigiosos de Estamos Unidos en Traumatología. Aquí os pongo una muestra para que veáis, que estas fracturas que en nuestro país difícilmente tendría un buen resultado en la mayoría de los hospitales públicos y privados, aquí son resueltas con un excelente resultado.

El último día, nuestro maestro dio una conferencia de “filosofía” que para los iniciados saben muy bien a que me refiero y su visión desde el punto de vista de las ideas de Baruch Spinoza, de como se debe desempeñar la profesión de cirujano ortopédico. Ahora que ya está retirado me doy cuenta de lo afortunados que hemos sido encontrandole en nuestro camino profesional y sé que la semilla de su conocimiento y filosofía no ha caído en terreno baldío, si no que está dando unos frutos de excelente calidad. Volveremos el próximo año.

Be Sociable, Share!

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *